Consejos sobre Impuestos para Entrenadores Personales que Trabajan por Cuenta Propia

Trabajo por Cuenta Propia Consejos sobre Impuestos para Entrenadores Personales que Trabajan por Cuenta Propia

El artículo a continuación está actualizado según las más recientes leyes tributarias. Es válido para los impuestos de 2019 y rige para los impuestos de 2018, que deberás presentar hasta la fecha límite del 15 de abril de 2019 (o hasta octubre de 2019, si solicitaste una prórroga). 

A la hora de mantenerse en forma, los entrenadores personales suelen motivarte durante toda la clase. Si eres un entrenador personal que trabaja por cuenta propia, probablemente tu fuerte es la actividad física, no los impuestos. Sin embargo, ¿sabías que, como entrenador personal por cuenta propia hay muchas deducciones tributarias comerciales que puedes obtener y que te ayudarán a reducir los impuestos y a mantenerte financieramente en forma? 

Como entrenador personal independiente, en comparación con alguien que trabaja en un gimnasio por un salario, eres un trabajador por cuenta propia y, en consecuencia, calificas para muchas deducciones de impuestos… ¡incluso si no las detallas en la declaración! Ya que tus gastos reducirán los ingresos de tu trabajo independiente, también disminuirán el importe de esos ingresos que están sujetos al impuesto de trabajadores por cuenta propia del 15,3 % (FICA). 

Estas son algunas de las deducciones de impuestos comerciales para trabajadores por cuenta propia que te ayudarán a reducir los impuestos y ahorrar para tu negocio. 

Costos de Emprendimiento 

Si recién iniciaste tu negocio como entrenador personal independiente, ¡felicitaciones! No olvides que puedes deducir los costos para empezar tu emprendimiento, como los gastos de marketing y publicidad, la creación de tu página web, y los costos para determinar la ubicación de tu negocio. 

Equipos y Herramientas de Entrenamiento 

Si compraste equipos o herramientas de entrenamiento durante el año fiscal actual, puedes obtener una exención fiscal considerable. Por ejemplo, si compras equipos que usarán tus clientes, puedes tomar el costo de ese equipamiento como un gasto. No importa si compraste los equipos para usarlos en un gimnasio, en tu negocio en casa o en la casa de un cliente. Mientras se usen para fines comerciales, puedes deducir el precio de compra como gasto comercial. 

Es posible que puedas desgravar el costo total de equipos y herramientas. A partir del año fiscal 2018 y de acuerdo con la nueva ley fiscal, el importe de la deducción aumenta a US$1.000.000. También puedes deducir el costo de reparaciones de los equipos y el costo de su seguro. 

Materiales de Educación y Entrenamiento 

Erealidad, esto funciona en dos direcciones. No solo puedes deducir como gasto los materiales de educación y entrenamiento para tus clientes, sino que también puedes hacerlo con gastos similares para ti. Por ejemplo, supongamos que tienes que tomar cursos de entrenamiento relacionados con tu trabajo como entrenador personal. El costo de esos cursos puede ser deducible de impuestos. Además, si tienes videos o aplicaciones de entrenamiento que provees a tus clientes, es posible que puedas deducirlos, también. 

Asimismo, puedes obtener deducciones por educación continua vinculada con el mantenimiento de tu profesión y por el material, como el material educativo que proveas a tus clientes relacionado con temas de nutrición o salud en general. 

Gastos de Automóvil y Viáticos 

Cuando viajas para reunirte con tus clientes, puedes deducir los costos de viáticos. Por ejemplo, si conduces hasta la casa de un cliente, en 2019 el IRS (Servicio de Impuestos Internos) te permite tomar la deducción estándar de millaje de 58 centavos por milla (54,5 centavos en 2018). Conducir periódicamente a la casa de tus clientes puede ser un gasto importante. Además, es posible que también puedas deducir el importe que pagas por peajes y estacionamiento. 

Los pasajes aéreos que pagas para viajar adonde se encuentra un cliente o para tomar cursos de entrenamiento personal pueden ser deducibles de impuestos, así como el alojamiento de hotel que pagas mientras estás fuera de casa. También puedes deducir hasta el 50 % del costo de tus comidas mientras estás de viaje. 

Si usas tu automóvil como transporte para ir a entrenar clientes, es posible que también puedas deducir su depreciación. De acuerdo con la nueva ley de reforma tributaria, los importes de deducción por depreciación han aumentado en comparación con la ley anterior, lo que significa que podrás observar una deducción de impuestos mayor para tu automóvil. 

Computadora y Otros Materiales Relacionados 

Muchas personas que trabajan de forma independiente incurren en gastos de computación. Esto puede incluir el costo de la propia computadora y otros gastos relacionados, como el costo de conexión a Internet y las aplicaciones que usas en relación con tu negocio. 

Si tienes una página web sobre tu negocio de entrenamiento personal, tus gastos sobre este también son deducibles de impuestos. Esto puede incluir gastos por mantenimiento de la página y el costo de servicios de terceros, como el diseño web o gestión de SEO. 

Gastos Generales del Negocio 

También hay ciertos gastos que son comunes para casi todas las personas que trabajan por cuenta propia y que pueden deducirse de impuestos. Esto puede incluir el servicio telefónico si tienes una línea de teléfono exclusiva para tu negocio e incluso un espacio de oficina en tu casa dedicado a tu trabajo. 

Los costos de licencias comerciales estatales también son deducibles de impuestos, así como las cuotas o suscripciones que debes pagar para mantener el negocio. Además, puedes deducir el costo de la preparación de impuestos y el software de contabilidad o, al menos, una porción del gasto que puede atribuir a la parte comercial de la declaración. 

Si tienes una cuenta bancaria que usas principalmente para fines comerciales, los cargos bancarios que pagas por esa cuenta serán deducibles de impuestos. Esto también se aplica si tienes una cuenta de tarjeta de crédito por la que pagas una tarifa por aceptar pagos con tarjeta de crédito de tus clientes. 

Gastos de Seguro Médico y Jubilación 

Si trabajas totalmente por cuenta propia como entrenador personal, es probable que tengas un seguro médico privado. Como trabajador por cuenta propia, puedes deducir el costo de esa prima en la declaración de impuestos. También puedes deducir el costo del seguro privado por discapacidad que pagues. 

Otra deducción de impuestos importante para los trabajadores por cuenta propia son los aportes a planes de jubilación. Como mínimo, puedes realizar aportes deducibles de impuestos a tu cuenta IRA. A medida que aumenta tu ingreso, puedes considerar utilizar planes de jubilación para trabajadores por cuenta propia más específicos, como el plan SEP IRA, que ofrece deducciones de impuestos aún más cuantiosas. 

Nueva Deducción del 20 % sobre Ingresos Comerciales Calificados 

De acuerdo con la nueva ley de reforma tributaria, podrás recibir una deducción de impuestos del 20 % sobre los ingresos comerciales calificados por tu trabajo por cuenta propia. La deducción está sujeta a unas pocas limitaciones en función del tipo de ingreso, del negocio al que te dedicas y del monto de tus ingresos netos. 

En realidad, es probable que muchos gastos en los que incurres en relación con tus actividades de entrenamiento personal sean deducibles de impuestos y puedan contribuir a la salud y al bienestar de tu negocio. 

No te preocupes por conocer estas leyes sobre impuestos o realizar el seguimiento de los gastos comerciales. Puedes usar QuickBooks Self-Employed para realizar el seguimiento sencillo de los ingresos, los gastos y el millaje, conservar los recibos y calcular los impuestos trimestrales durante todo el año. Tu información se puede exportar fácilmente a TurboTax Self-Employed a la hora de presentar tu declaración de impuestos. 

Si tienes alguna duda, puedes conectarte en vivo mediante video unidireccional con un Contador Público Autorizado o Agente Registrado de TurboTax Live Self-Employed para aclararla. Los Contadores Públicos Autorizados Agentes Registrados de TurboTax Live Self-Employed pueden atenderte en inglés y en español, y también pueden revisar, firmar y presentar tu declaración de impuestos.