Consejos Sobre Impuestos para Entrenadores

Trabajo por Cuenta Propia Consejos Sobre Impuestos para Entrenadores

Casi todos los niños practican algún deporte durante la etapa de crecimiento. Desde los partidos de básquet hasta la práctica de danzas, los deportes pueden ser una parte importante en la vida de un niño. La mayoría de ellos se entrenan todas las semanas con un entrenador. Ya sea un voluntario o un empleado pagado, el entrenador cumple un papel importante en los deportes juveniles. 

¿Sabías que ser entrenador trae consecuencias tributarias? Según el tipo de entrenador que seas, se determinará de qué manera te afectarán los impuestos. Revisemos algunos consejos sobre impuestos para los distintos tipos de entrenadores. 

Distintos Tipos de Entrenadores 

Existe una clara diferencia entre ser un entrenador voluntario del equipo de béisbol de liga menor de tu hijo y ser el entrenador principal del equipo de primera división de la escuela secundaria local. Lo mismo ocurre en relación a los impuestos. Cada tipo de entrenador recibe un trato distinto cuando se trata de los impuestos. Es importante conocer las pautas tributarias correspondientes a cada categoría de entrenador a fin de poder aprovechar cada deducción de impuestos posible. 

Entrenadores Voluntarios. Muchos entrenadores son voluntarios, es decir, no reciben un pago por su trabajo. Esto no significa que no puedas deducir algunos de los gastos relacionados con tu actividad de entrenador. Los entrenadores suelen pagar gastos de equipos y otros gastos varios durante el transcurso del año. Si tu organización o liga deportiva no te reembolsa esos gastos, es posible que puedas deducir algunos de ellos como contribuciones benéficas. 

Los criterios para deducir estos artículos son los siguientes: 

  • Los entrenadores voluntarios deben poder detallar sus deducciones de impuestos a fin de poder reclamar los gastos relacionados con el entrenamiento como contribuciones benéficas. 
  • La organización en la que participas como voluntario debe ser una organización que califique como 501(c)(3), sin fines de lucro y exenta de impuestos, y debe ser reconocida como tal por el IRS (Servicio de Impuestos Internos). 
  • También puedes deducir los viajes relacionados con las actividades deportivas (14 centavos por milla recorrida). 

Solo podrás reclamar deducciones benéficas si puedes detallar tus deducciones de impuestos en lugar de tomar la deducción estándar. A menudo, el entrenamiento voluntario puede ser una recompensa ya de por sí; sin embargo, si estás gastando mucho dinero en tu equipo y no te lo reembolsan, tal vez valga la pena averiguar si puedes reclamar las deducciones detalladas en lugar de la estándar. No te preocupes por investigar esto tú mismo; TurboTax calculará cual te conviene más (estándar vs. detallada) en función de tus respuestas. 

Entrenadores Pagados (Contratistas Independientes). Algunos entrenadores que trabajan para clubes reciben una remuneración como contratistas independientes. Los contratistas independientes se consideran trabajadores por cuenta propia y deben reportar el dinero que ganan. Si ganas $600 o más, recibirás un formulario 1099-Misc en el momento de preparar la declaración de impuestos por tu trabajo como entrenador. Aunque no ganes $600 igualmente tendrás que reclamar tus ingresos de trabajador por cuenta propia. Si tus ingresos netos de trabajador por cuenta propia son de $400 o más, tendrás que pagar impuestos sobre el trabajo por cuenta propia por tales ingresos. 

No es necesario que te preocupes por saber cómo realizar un seguimiento de tus ingresos y tus gastos. Puedes usar QuickBooks Self-Employed para realizar el seguimiento sencillo de los ingresos, los gastos y el millaje; conservar los recibos; y calcular los impuestos trimestrales durante todo el año. Además, puedes exportar fácilmente la información a tu declaración de impuestos en TurboTax Self-Employed en el momento de realizar la presentación. 

Entrenadores Pagados (Empleados). Por lo general, los entrenadores de fútbol de la escuela secundaria reciben una remuneración por parte del distrito escolar y son empleados de dicho distrito. A menudo, los entrenadores también son maestros que forman parte del sistema escolar, aunque no siempre es así. Algunos entrenadores trabajan con una modalidad que se denomina “contrato complementario”. Si eres entrenador, recibes un W-2 y se te retienen impuestos, significa que eres un empleado. 

Si eres entrenador en una escuela y también educador, puedes calificar para la Deducción de Gastos de Educador. Si reúnes estas condiciones, puedes deducir hasta $250 de gastos de artículos adquiridos, como libros, equipos y materiales complementarios para usar en la clase. Para calificar a la deducción de gastos de educador, debes trabajar para una escuela al menos 900 horas durante el año académico. Ten en cuenta que no es necesario que detalles las deducciones de impuestos para reclamar la deducción de gastos de educador. Además, tampoco es necesario que seas maestro para detallar estas deducciones, pero sí es necesario que seas un empleado de la escuela. 

No te preocupes por conocer estas reglas de impuestos. TurboTax te hará preguntas sencillas y te dará los créditos y las deducciones de impuestos para los que eres apto de acuerdo con tus respuestas. Si tienes alguna duda, puedes conectarte en vivo mediante video unidireccional con un Contador Público Autorizado o Agente Registrado de TurboTax Live para aclararla. Los Contadores Públicos Autorizados Agentes Registrados de TurboTax Live pueden atenderte en inglés y en español y también pueden revisar, firmar y presentar tu declaración de impuestos.