Me suspendieron temporalmente y volví a trabajar. ¿Cómo afecta eso mis impuestos?

Planificación de Impuestos Me suspendieron temporalmente y volví a trabajar. ¿Cómo afecta eso mis impuestos?

A raíz de la pandemia de COVID-19, millones de personas perdieron sus trabajos lamentablemente. Algunas fueron despedidas, y a otras las suspendieron. Incluso, muchos aún se enfrentan al desempleo, los despidos o las licencias. Tal vez te preguntes cuál es la diferencia entre ser despedido y ser suspendida. Cuando te despiden, te vas sin ninguna promesa de que te vuelvan a contratar en el futuro. Sin embargo, si te suspenden, significa que te despiden temporalmente con la intención de que vuelvas a trabajar en el futuro, cuando cambien las condiciones. Al volver, no tendrás que realizar el proceso de recontratación y es posible que, durante el período de suspensión y de acuerdo con las políticas de tu empleador, seas elegible para continuar recibiendo sus beneficios como, por ejemplo, el seguro médico.

Si te suspendieron, puede que hayas recibido beneficios de desempleo durante ese tiempo y, tal vez, no sepas si los ingresos por desempleo son tributables. Aunque el cheque de incentivo que quizá hayas recibido de acuerdo con la Ley CARES no está sujeto a impuestos, típicamente tus beneficios de desempleo son ingresos tributables que debes reportar en tu declaración de impuestos sobre el ingreso de 2020 (la que presentes en 2021). Sin embargo, según el Plan de Rescate Estadounidense que se aprobó recientemente el 11 de marzo de 2021, los primeros $10,200 en ingresos federales por desempleo están libres de impuestos para los hogares con ingresos inferiores a $150,000. Esta disposición sería retroactiva al año fiscal 2020 (los impuestos que presentas en 2021).

Cuando regresaste a trabajar después de la suspensión, comenzaste a recibir nuevamente un cheque salarial y, probablemente, dejaste de recibir tus beneficios de desempleo. Por supuesto, igual que antes, esos salarios son ingresos tributables. Si volviste a trabajar, pero con menos horas y aún eres elegible para los beneficios de desempleo, ten en cuenta que, tanto los ingresos por tu empleo como por desempleo, están sujetos a impuestos.  Normalmente, tanto sus ingresos por empleo como por desempleo estarían sujetos a impuestos, sin embargo, según el Plan de Rescate Estadounidense, tus primeros $10,200 en ingresos federales por desempleo estarán libres de impuestos en el año fiscal 2020 si ganas menos de $150,000.

¿Qué puedes esperar cuando presentes tu declaración de impuestos sobre el ingreso de 2020? Si has recibido reembolsos cada año en el pasado, es posible que el de 2020 sea menor si también tuviste otros ingresos del trabajo durante el año. El motivo de esto es que tu reembolso de impuestos depende de cuánto te hayan retenido de tu cheque salarial para el impuesto sobre el ingreso: si en cada período de pago te retuvieron más que los impuestos adeudados, obtendrás un reembolso cuando presentes tu declaración.

Si recibiste menos cheques salariales en 2020 porque te suspendieron durante una parte del año, entonces tuviste menos períodos de pago de donde se pudo haber realizado retenciones salariares, lo que podría generar un reembolso menor en el momento de presentar los impuestos.

Además, si no te retuvieron impuestos federales de tu compensación por desempleo, es posible que no te hayan retenido lo suficiente para cubrir los impuestos a tu tasa tributaria. Puedes solicitar voluntariamente que te retengan hasta el 10% de los ingresos por desempleo, para lo cual tienes que llenar un Formulario W-4V, Solicitud para la Retención Voluntaria, mientras recibes una compensación por desempleo.

Es posible que, si tuviste menos ingresos en 2020 como resultado del desempleo, te preguntes si tus tasas tributarias serán inferiores. Eso depende de cuánto tiempo te hayan suspendido y de los ingresos que hayas obtenido durante el año.  Para el 2020, la ayuda tributaria por desempleo bajo el Plan de Rescate Estadounidense puede ayudar a con todo esto, ya que los primeros $10,200 de ingresos por desempleo pueden estar libres de impuestos si ganas menos de $150,000.

A partir de ahora, estos son algunos pasos que puedes realizar para evitar sorpresas a la hora de presentar tus impuestos si crees que durante tu suspensión no te retuvieron una cantidad suficiente de impuestos de tu compensación por desempleo.

  • Ajusta tus retenciones una vez que hayas vuelto a trabajar. Para eso, llena un nuevo Formulario W-4, Certificado de Retenciones del Empleado. Reclama créditos y deducciones para los que antes no eras elegible porque tus ingresos superaban el límite mínimo de ingresos, como el Crédito Tributario por Ingreso del Trabajo, el Crédito del Ahorrador o algunos beneficios tributarios para la educación.

No te preocupes por conocer estas leyes sobre impuestos. TurboTax te hará preguntas sencillas y te dará los créditos y las deducciones de impuestos para los que eres elegible de acuerdo con tus respuestas. Si tienes una declaración de impuestos simple, que incluye ingresos en el Formulario W-2, ingresos por intereses y dividendos limitados reportados en un Formulario 1099-INT o 1099-DIV, y que reclaman la deducción estándar, el Crédito Tributario por Ingreso del Trabajo, el Crédito Tributario por Hijos e ingresos por desempleo declarados en el Formulario 1099-G, podrías ser elegible para que tu declaración de impuestos sea gratuita con TurboTax Free Edition.

TurboTax está aquí para ayudarte en estos momentos de necesidad. Consulta nuestro Centro de Desempleo de TurboTax, donde puedes obtener información actualizada, consejos y asesoramiento para ayudarte a entender mejor los beneficios actuales por desempleo y las implicaciones tributarias de esto.