¡Adiós a la temporada de impuestos! Pero, espera. ¿Qué registros debería mantener?

Planificación de Impuestos ¡Adiós a la temporada de impuestos! Pero, espera. ¿Qué registros debería mantener?

La fecha límite para la presentación de las declaraciones de impuestos ya pasó. ¡Es hora de suspirar de alivio! Pero, antes de tirar por el aire todos los documentos de impuestos para celebrar la ocasión, debemos analizar por cuánto tiempo debes guardar esa información en un lugar seguro.

Así es, debes guardar tu información y documentación de impuestos, incluida una copia de tu declaración, en un lugar seguro, por si necesitas consultarla más adelante. Pero, ¿por cuánto tiempo?

Tres años, como mínimo

Cuando hablamos de documentos impositivos, hablamos de una copia de la declaración que presentaste, formularios W2, registros de millaje, formularios 1099, recibos y cualquier otro papel que respalde las deducciones o los créditos tributarios que puedas haber reclamado. Esto incluye todo lo que usaste para probar el estado de tus finanzas en tu declaración de impuestos.

Como regla general, debes guardar tus registros de impuestos, como mínimo, por tres años después de la fecha en la que presentaste tu declaración, según la norma de prescripción que establece el IRS (Servicio de Impuestos Internos). Por ejemplo, si este año presentaste la declaración antes de que venza la fecha límite del 15 de abril de 2019, deberías guardar la documentación usada para tu declaración de 2018 hasta el 15 de abril de 2022.

Este plazo se estableció para beneficiarlos a ti y al IRS. Puedes beneficiarte de este plazo de tres años porque tienes una cantidad de tiempo establecida para reclamar cualquier reembolso de impuestos que te adeuden. Por otro lado, en general, el IRS se retrotraerá tres años en caso de requerir un respaldo de lo que reclamas en tu declaración de impuestos.

Circunstancias atenuantes

Siempre hay un “pero”. Al ocuparte de tus cuentas de retiro, deberías conservar tus registros de impuestos por siete años después de haber retirado la totalidad de los fondos. También deberías guardar la documentación durante ese período si reclamas una deducción por deudas incobrables o una pérdida de títulos valores que indicaste como “sin valor”.

Los registros sobre la propiedad (inclusive existencias y equipos) deben guardarse hasta que venza el plazo de prescripción de tres años a partir del año en que vendiste la propiedad y la reclamaste en tu declaración de impuestos. Si, en tu declaración de impuestos, omitiste más del 25 % de tu ingreso, el IRS tiene seis años para imponer cualquier impuesto adicional requerido. Si esta situación se ajusta a tus finanzas, guarda esos registros por al menos seis años.

Si presentaste una declaración de impuestos fraudulenta, si te negaste a presentar una declaración o te olvidaste de hacerlo, deberías guardar tus registros financieros para siempre. En este caso, el IRS no establece ningún plazo de prescripción.

Procedimientos de eliminación

Algunas personas deciden conservar todos sus registros financieros, para siempre. Con tecnología tan conveniente, guardar todos los registros financieros en tu computadora es muy sencillo. Asegúrate de usar un software potente de seguridad. Una buena idea es guardar una copia de seguridad de todos tus datos financieros en un dispositivo que no esté conectado a Internet todo el tiempo.

Si eliges deshacerte de tus registros, siempre es recomendable destruirlos. Puedes avanzar un paso más y separar los materiales que deseas destruir en cestos de residuos diferentes.

No obstante, guardar o eliminar tus registros financieros es tu decisión, solo recuerda hacerlo de forma segura. ¡Estamos hablando de tu vida financiera!