5 Razones por las que Estar Soltero Es Ideal a la Hora de Declarar Impuestos

Planificación de Impuestos A young, beautiful woman with curly hair laughing against a white brick wall

¡Estar soltero tiene varias grandes ventajas, como tener la libertad de invertir tu tiempo y tu dinero en lo que sea importante para ti (y solo para ti)! Si bien casarse es una conocida ventaja tributaria, estar soltero también puede resultar conveniente durante la temporada de reembolsos de impuestos. Entonces, brindemos por Galentine’s Day (o por cualquier otra celebración para solteros) con estas cinco razones por las que vale la pena estar soltero a la hora de presentar la declaración de impuestos. 

Puedes Obtener un Crédito por Declarar un Dependiente 

Puedes declarar a un novio o a una novia como dependiente si aprueban algunos de los mismos exámenes que se usan para determinar si se puede declarar como dependiente a un hijo menor o un familiar, y vive contigo durante todo el año (puedes leer acerca de estos exámenes aquí). Si tu media naranja puede ser declarado como dependiente, puedes reclamar el nuevo Crédito por Otros Dependientes de hasta $500 para dependientes que no son hijos. 

Puede Ser Más Fácil Calificar para Créditos Estudiantiles 

El Crédito Tributario de la Oportunidad Americana proporciona un crédito de hasta $2,500 por estudiante, los cuales se restan de los impuestos que debes si pagaste gastos universitarios elegibles para ti, para tu cónyuge o para tu dependiente. También existe el Crédito Perpetuo por Aprendizaje, que proporciona un crédito de hasta $2,000 por declaración de impuestos para gastos de educación calificados, pero en ambos casos hay límites de ingresos y el ingreso de tu cónyuge podría hacer que superes dicho límite. 

El monto total del Crédito Tributario de la Oportunidad Americana está disponible para personas con un ingreso bruto ajustado modificado (MAGI, por sus siglas en inglés) de $90,000 o menos, o de $180,000 para casados con declaración conjunta. El Crédito Perpetuo por Aprendizaje está disponible para MAGI de hasta $68,000 para contribuyentes solteros y de hasta $136,000 para contribuyentes casados con declaración conjunta. 

No Hay “Sorpresas de Recién Casado” ETDeclaración de Impuestos 

Después de casarse, muchas personas se olvidan de revisar las retenciones de impuestos con su empleador. Para algunos, eso significa que las retenciones no son suficientes y que pueden deber dinero en el momento de presentar la declaración de impuestos. Si hubo cambios importantes en tu vida, es hora de observar el impacto que eso tendrá en tus impuestos. 

Una boda o un divorcio pueden cambiar tu situación tributaria, y agregar a un dependiente (por nacimiento o adopción, o un progenitor de edad avanzada que se muda contigo y recibe de tu parte más del 50% de su manutención) puede representar deducciones de retenciones adicionales. ¿No tienes cónyuge? Si no cambió tu situación personal, no es necesario que verifiques tu formulario W-4. ¡Choca esos cinco! 

No Tienes que Lidiar con la Deuda de Impuestos de Nadie Más 

Cuando te comprometes “hasta que la muerte nos separe”, también te comprometes a ser responsable por la deuda tributaria de tu esposo o esposa. Así es. Si tu cónyuge debe impuestos atrasados y si enviaron su declaración de forma conjunta, para el IRS, también eres responsable de esas deudas. El IRS tiene 10 años para cobrar los impuestos que debes, de modo que no es algo que vaya a desaparecer rápidamente. Si eres soltero, no tienes que preocuparte por cómo vas a manejar la deuda de tu cónyuge. 

El Que Está a Cargo 

Si no estás casado, es posible que puedas enviar tu declaración como cabeza de familia, siempre que cumplas con los siguientes requisitos: 

  • Eres soltero o se te considera soltero en el último día del año. 
  • Pagaste más de la mitad del costo anual de mantener tu casa. 
  • Un dependiente calificado vivió contigo durante más de la mitad del año (salvo ausencias temporarias, como ir a la escuela). Sin embargo, si la persona calificada es tu progenitor dependiente, él o ella no necesita vivir contigo. 

¿En qué te puede beneficiar que reclames como cabeza de familia? Como cabeza de familia verás una deducción mayor de $18,350, en lugar de la deducción estándar de $12,200 para contribuyentes solteros 

¡Estar soltero es fabuloso! Disfruta cada minuto, no importa cuánto dure. Y no te preocupes por conocer las leyes o los formularios de impuestos.  TurboTax  te hará preguntas sencillas y te dará los créditos y las deducciones de impuestos para los que calificas de acuerdo con tus respuestas. También puedes conectarte en vivo mediante una videollamada unidireccional con un Contador Público Autorizado o Agente Registrado de TurboTax Live, con un promedio de 15 años de experiencia, para responder a tus preguntas. Además, un Contador Público Autorizado o un Agente Registrado de TurboTax Live puede revisar, firmar y presentar tu declaración de impuestos.