Consideraciones Sobre Impuestos para Pacientes con Cáncer

Deducciones y Créditos de Impuestos Consideraciones Sobre Impuestos para Pacientes con Cáncer

Después de recibir un diagnóstico de cáncer, el paciente puede preguntarse sobre la responsabilidad financiera que acompaña a ese diagnóstico. La mayoría de los planes de seguros médicos cubrirán algunas facturas, pero los pacientes con cáncer pueden tener gastos adicionales que deberán pagar. Afortunadamente, también pueden deducir algunos de sus gastos extras, lo que les proporciona un alivio tributario sustancial en sus impuestos. 

¿Eres Apto para una Deducción de Impuestos Relacionada con el Cáncer? 

Es posible que los contribuyentes que pueden detallar sus deducciones de impuestos, en lugar de reclamar la deducción estándar, puedan deducir sus gastos médicos, por ejemplo, los relacionados con el diagnóstico, el cuidado periódico, medicación e internaciones, si dichos gastos superan el 7,5 % del ingreso bruto ajustado. 

Los contribuyentes también pueden deducir viajes por motivos médicos, por ejemplo, 20 centavos por milla recorrida en automóvil para concurrir a las citas, así como los costos de seminarios a los que asistieron para conocer más acerca del diagnóstico. 

Los contribuyentes que son trabajadores por cuenta propia no tienen que detallar sus deducciones para poder deducir las primas de su seguro médico. Pueden deducirlas de su ingreso. 

¿Qué Debes Hacer? 

Los gastos médicos deducibles de impuestos se definen en el Código del IRS (Servicio de Impuestos Internos) como “los costos de diagnóstico, cura, disminución, tratamiento o prevención de enfermedades, y con el propósito de afectar cualquier parte o función del organismo”. Los tratamientos, que van desde la quimioterapia y la radiación hasta la cirugía, son costosos y las condiciones de tu póliza tendrán un efecto en el monto que se cubrirá del tratamiento. En el caso de cánceres extraños que requieren cuidado especializado, incluido el mesotelioma, suele ser necesario viajar, y el costo del viaje se puede deducir de los impuestos. 

El IRS proporciona una lista completa de los costos que califican, inclusive las primas de seguros médicos no pagadas con dólares antes de impuestos. Es importante tener en cuenta que, durante el año fiscal para el cual se considera la deducción de impuestos, puedes pagar el cuidado en efectivo, con tarjeta de crédito o cheque. 

Cuando llegue el momento de enviar la declaración de impuestos, las deducciones detalladas, como gastos médicos, intereses hipotecarios, impuestos estatales y sobre la propiedad y contribuciones benéficas, deben superar el nuevo monto (mayor) de la “deducción estándar” ($12,000 si eres soltero y $24,000 si eres casado con declaración conjunta) permitido por el IRS. 

Si puedes detallar tus deducciones de impuestos, tus costos médicos deben superar el 7,5 % del ingreso bruto ajustado (AGI por sus siglas en ingles) y, en 2019, el umbral de este vuelve a ser del 10 %. En 2018, algunas personas con un AGI de $50,000 podrían deducir gastos médicos extras si estos superan los $3,750 ($50,000 x 7,5 %).  TurboTax calculará automáticamente si puedes beneficiarte de reclamar las deducciones de impuestos detalladas o la deducción estándar. 

No te preocupes por conocer todas estas leyes sobre impuestos. TurboTax te hará preguntas sencillas y te dará los créditos y las deducciones de impuestos para los que eres apto de acuerdo con tus respuestas.