Seis Deducciones Impositivas para tu Boda

Consejos Tributarios stocksy_txp705830181ku100_medium_675752

Las bodas son costosas, así que el hecho de que no sean deducibles de impuestos no es una buena noticia. Pero, un momento: si bien al planificar la boda uno no tiene en mente las deducciones impositivas, planificar el evento con atención puede permitir obtener alguna que otra deducción de impuestos. Aquí te tenemos algunas ideas:

1. La iglesia. Si vas a hacer algún pago para la ceremonia, es posible que esta sea deducible de impuestos. Si no lo es, consulta si hay algún tipo de exención de dichos pagos para los feligreses que hacen donaciones de ciertos niveles. Tal vez valga la pena incrementar tu aporte anual para obtener un triple beneficio: un exención de pagos, una deducción impositiva y la agradable sensación de aportar a una buena causa.

2. El lugar. Si celebras la recepción o te casas en un jardín histórico, un museo, una hacienda, o incluso en un parque estatal o nacional, es posible que el pago que debas hacer sea deducible de impuestos como donación. Consulta con la administración del lugar para obtener la información detallada.

3. Las flores. Cuando finalice la boda, pídele a un amigo que lleve las flores a un refugio para indigentes, un centro de mujeres o alguna organización sin fines de lucro de ese tipo. No solo estarás haciendo una buena acción, sino que, con un recibo, podrás obtener una deducción por el valor de lo que has donado.

4. El vestido. Dona el vestido de novia a una organización sin fines de lucro, como Making Memories o Brides Against Breast Cancer, y ayudarás a otras personas a disfrutar con estilo de su día especial. Lo mismo se aplica para los vestidos de las damas de honor y de las niñas del cortejo, las velas y demás objetos decorativos que no se arruinan.

5. Los recuerdos de boda. En lugar de baratijas que terminan olvidadas en algún rincón, haz una donación a una organización de beneficencia en nombre de todas las personas que participaron en la boda y de los invitados. De esta manera, estarás ayudando al prójimo y, a la vez, obtendrás una deducción de impuestos. Incluso podrías dejar que los invitados elijan a qué organización desean destinar la contribución.

6. La lista de regalos. Además de hacer la tradicional lista de regalos que te gustaría recibir, puedes crear una lista de organizaciones de caridad mediante My Registry e invitar a los asistentes a tu boda a donar a tu causa favorita. Las donaciones son deducibles de impuestos, así que tus invitados se pueden sentir doblemente bien, ya que estarán donando a una buena causa y celebrando tu boda al mismo tiempo.

Asegúrate de documentar estas deducciones impositivas con recibos y contratos para que tengas el respaldo disponible al momento de hacer impuestos.  Así podrás reclamar las deducciones de impuestos, aumentar el reembolso de impuestos y disponer de fondos adicionales para gozar de la dicha matrimonial.  TurboTax Its Deductible te ayudará a valuar las donaciones de manera precisa y a realizar un seguimiento de tus donaciones todo el año, para luego transferir la información facilmente a tu declaración de TurboTax.

No te preocupes por memorizar estas deducciones de impuestos. TurboTax te hará preguntas sencillas y te dará los créditos y las deducciones de impuestos para los que calificas en base a tus respuestas. Si tienes más preguntas al momento de presentar la declaración de impuestos, puedes conectarte en vivo mediante video unidireccional con un Agente Registrado o un Contador Público Autorizado de TurboTax Live para resolverlas. Además, un Agente Registrado o un Contador Público Autorizado de TurboTax Live puede revisar, firmar y presentar tu declaración de impuestos.